25 fotos que demuestran que Drew Barrymore fue el sueño de cualquier chica de los 90 en la alfombra roja

25 fotos que demuestran que Drew Barrymore fue el sueño de cualquier chica de los 90 en la alfombra roja


Liquid Web WW

Junto con Winona Ryder y Kate Moss, Drew Barrymore fue una de las mayores glorias del grunge en los años 90. A la actriz de ET le encantaba emparejar botas militares desgastadas y chaquetas de cuero raídas, quizá tanto como lucir sus coloridos cardigans con zapatos de tacón de Vivienne Westwood. Con sus rizos angelicales y chokers de margaritas, Barrymore conseguía atemperar sus aires góticos con el justo toque de encanto. 

Amiga de los vestidos lenceros, feminidad que a menudo compensaba con labios perfectos color vino y un potente crucifijo, Barrymore se fraguó un estilo propio en sus apariciones de principios de los 90 –muchas veces acompañada de otra reina del grunge, su colega de correrías Courtney Love–. El mundo de la moda no le perdió ojo: además de convertirse en imagen de Guess en 1993, protagonizó una campaña para Miu Miu un par de años más tarde, en 1995.

En la alfombra roja, Barrymore siempre fue una rebelde. Tan pronto acudía a un estreno con vaqueros rotos y camiseta oversize –complementados quizá con un “Fuck” bien grande en la riñonera y un cigarrillo en la mano– como con un vestido de diseñador. Hacia el final de la década, se pasó a un look más pulido, potenciado con abrigos de terciopelo arrugado y microbolsos, sin dejar de lado el toque lúdico de sus queridos accesorios de flores. 

A continuación, repasamos los looks que consagraron a Drew como icono de estilo noventero.

Este artículo se publicó originalmente en Vogue.co.uk 



You must be logged in to post a comment Login